Nos van las dictaduras

Venezuela, Cuba, Marruecos y ahora China. Está claro que a nuestro gobierno le gustan las dictaduras.

La vicepresidenta primera de España, María Teresa Fernández de La Vega, ha defendido este Viernes Santo su posición a favor del levantamiento del embargo de armas de la UE a China. «Nuestra posición es ampliamente conocida», indicó, asegurando que se basa en la creencia de que «lo que en un momento determinado tuvo razón de ser, hoy no la tiene».

«Es un problema más de tipo simbólico que se arrastra de una época que no tiene razón de ser –indicó–. Por eso estamos favor del levantamiento del embargo».

Lo único en lo que yo confío es en que la historia, cuando hable de usted, señora De la Vega, lo haga también como un problema simbólico que en su momento … tuvo su razón de ser? Ni eso.

Act.: es como en los tres mosqueteros, elige sitio y hora. En ese caso es bueno coincidir con el señor Guardia. Telepatía liberal? 😀

Imagen por defecto
Luis I. Gómez
Si conseguimos actuar, pensar, sentir y querer ser quien soñamos ser habremos dado el primer paso de nuestra personal “guerra de autodeterminación”. Por esto es importante ser uno mismo quien cuide y atienda las propias necesidades. No limitarse a sentir los beneficios de la libertad, sino llenar los días de gestos que nos permitan experimentarla con otras personas.
Artículos: 3237

6 comentarios

  1. Estoy de acuerdo contigo, Luis. Es una vergüenza lo que hae el gobierno español con las dictaduras, pero en el caso de la China, todos los países, empezando por los norteamericanos están haciendo la vista gorda.

    He estado dos veces en China y, obviamente, no he tenido acceso ni información a nada que me haga pensar que se vulneran los derechos humanos, pues no creo que nadie se atreva a hablar con un desconocido de un tema como ese. Sin embargo, sí he visto cómo se están forrando algunos miembros del PCCh, que se están quedando con las empresas, las sacan a bolsa, las capitalizan y a vender lo que sea como churros a occidente.

    En China he visto las mayores diferencias de riqueza que he podido ver en todos los países por los que he viajado, que son unos cuantos. En HangZhou, a la orilla del bonito lago rodeado de parques y pagodas, vi a unos operarios con aspecto miserable, arreglando el parque, mientras a su lado pasaban grandes Mercedes clase S 500 o BMW 760, cuyo valor podía ser varios cientos de veces el salario anual de los otros pobres.

    Supongo que la represión política será espantosa. Sinceramente, aunque todo el mundo dice que el futuro es de China, yo veo bastantes nubarrones en su futuro: población envejecida, costes laborales al alza, costes de transporte al alza, que compensarán los menores costes de mano de obra, crisis industrial por exceso de capacidad de producción, la riqueza traerá una mayor demanda de libertades y, por tanto, mayores controles a la acción desmesurada del Estado, etc.

  2. En absoluto, Manuel. Las palabras de la vice hay que entenderlas en su contexto: el régimen democrático Chino necesita esas armas para defenderse de la amenaza del Ejército Revolucionario del Tibet y del Frente de Liberación Taiwanés, dos organizaciones terroristas – una de ideología tipo «opio del pueblo» la otra claramente capitalista – que son una seria amenaza para el sistema de libertades neomaoísta.
    Yo la entiendo perfectamente.

  3. Lo mejor es ver a un gobierno socialista y progresista, de los que se rasgan las vestiduras con las «crisis humanitarias» y con los niños mutilados por las minas, promoviendo la venta de armas a go-go, sea a quien sea. Supongo que no tendrá nada que ver con que nuestra industria de armamento no es de las más débiles del planeta, porque no me podría imaginar a este gobierno ultraguay favoreciendo a asquerosos capitalistas asesinos de niños. Nada, nada, seguro que Indra, CASA y unos cuantos más no tienen nada que ver en estas palabras de la vice.

  4. Surrealista… Decir que el embargo de armas no tiene una razón de ser en estos momentos es de dementes. La frivolidad con la que el Gobierno de España está tratando el tema de los derechos humanos con China es escalofriante, y lo mismo puede decirse de lio
    los gobiernos del Partido Popular. Señora Vicepresidenta ¿cree
    que el embargo de armas no es necesario cuando los chinos se dedican a disparar a los refugiados tibetanos que escapan a la India?
    ¿Cree que el levantamiento del comercio de armas con esta dictadura beneficia de alguna manera los derechos humanos en la República Popular? ¿Es usted tonta o nos pretende vender la moto de que en China no se viola sistemáticamente los derechos humanos?

    Me avergüenza este Gobierno y su nefasta política exterior. Me considero de izquierdas, pero el Partido Socialista está realizando una labor de gobierno que en nada se compromete con los valores que éstos dicen defender. Vaya pandilla de hipócritas [y aquí incluyo al impresentable de Acebes que critica la dictadura comunista cubana pero ni dice nada de las aberraciones de la República Popular]

Los comentarios están cerrados.