Haz el amor y no la Jihad

Me decía Gonlor en un comentario que había quedado atónito tras ver la publicidad de Muslim Marriage que Google había colocado en el blog. No veo motivo para enmudecer, más bien para estar contento y alegrarse por esos miles de musulmanes que encuentran su pareja ideal a través de internet.

Eso sí, han de andarse con mucho cuidado sobre lo que escriben en los chats. No sea que el Imán de turno decida que Mahoma no había previsto lo del cybertema y lo prohíban por ello. En Malasia acaba de ocurrir un hecho de esos curiosos. Resulta que una empresa fabricante de pasta dentífrica tuvo la idea de lanzar un nuevo producto bajo el nombre comercial de «Oral-Me». Cualquier mente inteligente lo asociaría inmediatamente con «Oral-B», o discurriría por el sendero de la asociación lógica: oral-boca-me-la mía … voy a lavarme los dientes. Pero en Malasia no todas las mentes son inteligentes y abandonan el camino de la lógica, tan tortuoso a veces:

Melissa Leong, 28, from Sabah, felt the brand name carried sexual connotation.

«Manufacturers should think twice when naming their products,» she said.

Kuala Lumpur based advertising executive Martin Voon asked if the manufacturer understood the phrase while coining the brand name.

«I’m shocked. Such words are normally found on a spoof,” he said.

Ahora ya sabemos que Melissa  no sólo necesita una Mezquita para mujeres:

Musulmanes del mundo! haced el amor y no la Jihad!

Imagen por defecto
Luis I. Gómez
Si conseguimos actuar, pensar, sentir y querer ser quien soñamos ser habremos dado el primer paso de nuestra personal “guerra de autodeterminación”. Por esto es importante ser uno mismo quien cuide y atienda las propias necesidades. No limitarse a sentir los beneficios de la libertad, sino llenar los días de gestos que nos permitan experimentarla con otras personas.
Artículos: 3236

5 comentarios

  1. Nooooooooooo… Pero es cierto…

    (Ayy, Dios, la alergia me ha afectado al cerebro por lo que parece… 😛 No voy a escribir más en todo el día…).

  2. Uyyy, qué mal andan las cabezas… 😉

    Esta Melissa es opuesta a mí: yo no me entero del segundo significado ni de cuándo está puesto a idea XDDD

  3. ¿Una satisfacción de un impulso o deseo más o menos reprimido, probablementre de una forma voluntaria pero incomprensible (al menos para mí, que conste)?

    O es eso o es un – – – – –

    Hala, ya podemos empezar a jugar al Ahorcado…

    P.D.: el captcha este de abajo me acaba de obligar a escribir Bronxville, y no se yo si entra dentro de los límites de lo moralmente aceptable. ¿Podemos iniciar una cruzada contra el imperialismo norteamericano que acaba por colonizar el captcha?

Los comentarios están cerrados.